Share This Post

Relaciones

Se necesita a un hombre maduro para amar a una gran mujer

Se necesita a un hombre maduro para amar a una gran mujer

Una gran mujer es ese ser humano fuerte y seguro de sí mismo que ha atravesado cosas realmente difíciles en su vida. Ya sea por culpa de alguien más o por las circunstancias inesperadas de la vida. Una gran mujer es la que lucha por su bienestar, sabe lo que quiere y está dispuesta a trabajar duro por ello sin esperar que alguien más se lo consiga.

El hombre que pueda amar a esta mujer maravillosa debe ser maduro, seguro de sí mismo y tener la paciencia y el respeto para tratar con cualquier persona, y más con ella. Solo un hombre maduro puede amarla porque ella no está dispuesta a aceptar a cualquiera que simplemente quiera darle calor. Ella sabe muy bien lo que quiere, lo que está dispuesta a tolerar, y con seguridad, sabe lo que merece.

Un hombre inmaduro que no sabe aun lo que quiere hacer con su tiempo no tiene cabida en su vida. Un hombre que no planea, que se deja llevar por la corriente y no ama con profunda pasión, no es de su interés. Una mujer fuerte tiene metas y objetivos que se plantea a sí misma, ella no necesita de nadie más en su vida que valide su existencia. La presencia de un hombre no le es vital para ser feliz porque ella ha aprendido a amarse a sí misma y a disfrutar de su propia compañía.

Por lo tanto, si crees  que te aceptará simplemente porque está sola y crees que necesita de una compañía masculina para sentirse protegida, estás totalmente equivocado. Ella es capaz de protegerse a sí misma, más ahora que nunca porque le ha tocado aprender a la fuerza. Alguna vez creyó que sin un príncipe que la rescatara siempre sería vulnerable, pero después que le rompieran tanto el corazón, ella aprendió el hábito del amor propio, y aprendió que al final del día, no habrá nadie mejor que ella misma para defenderse y apoyarse en los momentos duros.

Ella lo tiene claro, no necesita de un hombre para sentirse completa; sin embargo, tampoco es ese tipo de persona que se cierra a nuevas experiencias y oportunidades solo porque alguien más la dañó. Pero no te confíes, ella no va a aceptar a cualquiera en su vida, el único que podría atravesar sus barreras es aquel hombre maduro que está dispuesto a amarla, a demostrarle que le importa y se preocupa por su bienestar. Alguien lo suficientemente maduro para confiar en sus palabras y acciones, alguien con quien pueda ser vulnerable sin temor a que utilice sus debilidades en su contra.

Así que sí, solo un hombre maduro puede amar a una gran mujer, el resto de hombres jamás tendría una oportunidad con ella. Es una mujer astuta y divertida, segura e inteligente. Una gran mujer que no teme a lo que los demás piensen de ella. Su alma es tan genuina que es hermosa, siempre tiene el mismo rostro para mostrar, no le gusta la hipocresía y el engaño.

Por lo que un hombre inmaduro nunca tendrá una oportunidad; solo un hombre maduro y seguro es capaz de amar a una gran mujer.


Share This Post

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Ir a la barra de herramientas