Share This Post

Relaciones

No sabes la mujer que tienes hasta que la pierdes

No sabes la mujer que tienes hasta que la pierdes

No sabes lo que tienes hasta que lo pierdes:

¿Cuántas veces hemos escuchado esto?

¿Y cuántas veces nos ha pasado?

A veces una persona necesita dejarte para valorarte de verdad. Pero en ese momento ya será muy tarde. Por eso es mejor apreciar a la persona que tenemos a nuestro lado antes de perderla para siempre.

¿Te ha pasado que la persona que más amas te deja como si nunca le hubieras importado? O te abandonó cuando más la necesitabas… sin una razón suficiente o incluso sin decirte nada.

Hiciste todo, hasta lo que no creías posible en ti para mantener esa persona cerca de ti. Ese momento en el que te sientes decepcionada y traicionada, cuando debería ser lo último que mereces sentir.

No puedes evitar preguntarte:

¿Qué hice mal?

¿Por qué no soy suficiente para que se quede?

¿Por qué nada le fue suficiente y qué puedo tener de malo para que me haya dejado así…?

¿Acaso no fueron suficientes mis esfuerzos?

¿No sintió la profundidad de mi amor?

Pero en realidad lo que le pasó es que se alejó de ti convencido, de que no te necesitaba y que podría estar o encontrar a alguien mejor que tú.

¡Pero hombre, qué equivocado estás!

Quizás no lo ves ahora, pero la realidad es que ese hombre no vio tu verdadero valor. No vio que eres una persona increíble, una mujer hermosa y extraordinaria. Y cuando se dé cuenta de que ya no te tiene, se arrepentirá mientras tenga aire en sus pulmones.

¿O puede ser que siempre lo supiera? Tal vez, se arrepintió estando consciente de que nunca sería suficiente para ti. Tal vez se sintió intimidado por tu fortaleza, por tu independencia, por tu grandeza y con esto, nunca supo que podría merecerte.

De cualquier forma, sólo quiero decirte que: «dejar que te fueras fue su pérdida».

Te prometo que llegará el día en que esa persona, vea el terrible error que cometió cuando te dejó, se dará cuenta de lo única y especial que eres, y nunca encontrará una mujer como tú.

Porque a veces las personas necesitan perder para valorar. A veces necesitan sentir tu ausencia para darse cuenta de lo valiosa que es tu presencia y tu luz en su vida. Quizás necesiten salir a buscar algo “mejor” para darse cuenta que tú eres lo mejor que les ha pasado.

Seguro rogará por una segunda oportunidad cuando se dé cuenta. Hará todo lo posible para que lo perdones como si nada hubiese ocurrido. Pero al hacerlo ya nada será lo mismo y te habrá perdido.

Tú vales más que eso, no merece tus lágrimas, no merece que te sientas hecha polvo, porque tú fuiste buena y fuiste la mejor. ¡Aunque siempre se puede mejorar y él pudo mejorar contigo! Ahora serás feliz, lejos de él y quedará en un lejano recuerdo. Una enseñanza, ¡a valorarte a ti misma aún más!

Para entonces ya estarás al lado de un hombre de verdad, no de un niñato inmaduro, que vio desde el principio el tesoro que eres, y no tuvo que perderte para apreciar tu verdadero valor. ¡Así que NO te lamentes por alguien que obviamente nunca debió ser tuyo!

Por el contrario, alégrate de deshacerte de un tipo que no supo considerarte, y agradece que mostró su verdadero yo y te quitó la venda de los ojos. Ten fe de que el karma le hará pagar por todo lo que te hizo. Tú encárgate de ti y de ser feliz con los tuyos y con las cosas simples de la vida. Que esta es muy corta para amargarse y complicársela con un hombre que no merece tu tiempo.


Share This Post

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Ir a la barra de herramientas